Palabras del Aeropuerto

Hace un par de semanas tuve un vuelo hacia Estados Unidos… nuevamente en los azares de las filas y las personas que van y vienen tuve la oportunidad de escuchar breves palabras de dos chilenos…al salir y al llegar…
Sé que no tengo la cara más cercana y toda la pinta de pesado al caminar, pero de vez en cuando algún par de personas me hablan y logro escuchar historias que en verdad encuentro interesantes..o emotivas..a pesar de que la conversación puede haber sido de un minuto.

Partir

Cuando esperaba la confirmación de mi pasaje para poder realizar mi viaje (casi siempre voy en lista de espera, siendo confirmado al final) me encontré con una persona que esperaba la confirmación por su ticket para JFK. A él se lo dieron primero y nos despedimos, me deseó buena suerte.
Luego cuando me dieron mi ticket para mi destino me lo volví a encontrar en la fila de policía. “Te fue bien también” me dijo. Ahí noté que estaba sumamente abrigado para ser un día de verano en Santiago con 30° durante el día, iba con chaqueta y hasta una bufanda.En el Norte había una ola polar, su señora lo había llamado para que volviera pronto puesto que las tuberías se habían reventado por el frío. Eso explicaba que ya estuviera listo para enfrentar temperaturas de -15° cuando llegara a New York.
Estaba en Chile de pasada viendo unos temas para su mamá. Partió de Chile a los 2 años, pero aunque se notaba algo de acento en su hablar, se notaba que era español Chileno, los chilenismos no se perdieron.
Me contó que vivía en una casa con vista al mar. Yo pensé que era genial, imaginándome lo mismo en la costa de la V Región. Pero me dijo que no era siempre bueno, en el invierno el frío azotaba.
En eso mi cabeza hizo click y recordé el desastre que fue Sandy, que quizás para acá sólo fueron números o una noticia que parecía más evocar a películas de desastres típicas que afectan a New York. Pero resulta que frente a mí tenía una víctima de verdad, una persona como cualquier otra cuya casa fue destruida, los cimientos dañados y tuvo que vivir por meses en casas ajenas para poder iniciar la reconstrucción. Esfuerzos grandes para poder seguir adelante, y recién ahora poder empezar a trabajar en cómo reconstruir lo perdido y volver a levantarse.
Como siempre nos pasa, tener la cara del que vivió lo que en las noticias parecía algo lejano, fue impactante. Pero lo que más emotivo fue la gran simpatía y amabilidad de un desconocido. Me dio su número de teléfono por si alguna vez pasaba por allá y necesitaba ayuda, le conté que iba varias veces por ahí cuando voy a visitar a Kitty y a su familia, dado que es mi entrada a Estados Unidos.
Nos despedimos y le dije…voy a escribir sobre esto…y acá está

Volver

Luego cuando llegué de vuelta del viaje, mientras hacia la fila para policía delante mío iba una señora, con un paso muy lento iba avanzando. La señora debiera tener más de 65 años, tenía una cara de viejita dulce, pero se le notaba muy cansada y respiraba apesadumbrada. Me preguntó si esa era la fila para los chilenos, le dije que sí, “bah, yo tengo visa americana”, me extrañó porque tenía un español chileno total. 
Resultaba que hace 35 años que vivía en Miami y siempre todos  los años viajaba a Chile a ver a su familia cerca de Rancagua.”Pero esta es la última vez, ya no puedo más, quedo muy agotada” me dijo un poco acongojada. 
Y le pregunté si viajaba sola, me dijo “sí, ya nadie quiere venir a Chile…de todos soy la única que lo añoro, mis hijos no quieren venir y mis nietos no están ni ahí, les ofrezco pagarles los pasajes, pero aún así no me acompañan”. 
Entonces me quedé pegado pensando en alguien que quiere a su país, que tiene los lazos, pero que ya nadie en sus descendientes tiene esa conexión, y además de todo eso… era la última vez que iba a ver esta tierra.
sharing is caring...Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0Pin on Pinterest0Share on StumbleUpon0Share on LinkedIn0Share on Reddit0Buffer this page

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

CommentLuv badge