¿San Valentín?

Hoy en forma espontánea salió el tema de qué hacer el 14 de Febrero, de dónde ir a comer, de qué hacer.
Mañana lamentablemente no vamos a estar juntos con Kitty y sólo nos quedará recordar lo que pudimos hacer el año pasado por primera vez y visualizar los que serán los futuros.
Un compañero de trabajo me dijo, ¿Vas a escribir sobre eso? Y al pensarlo y darle una vuelta..acá me tienen, ¿qué hacer mañana? Según la humilde opinión de Bay Essence.

Primera aclaración: ¡No somos buenos con las fechas comerciales! El hecho de que el comercio diga que es el día del amor, que es el día de la amistad, que es la navidad y que hay que comprar y gastar en cosas que probablemente cuestan más caras por la “oportunidad” de hacerlo en estos días, no nos cuadra mucho y nos provoca el efecto contrario.
Dicho eso, igual sentimos que se puede aprovechar la ocasión como “excusa” para regalonear a los que queremos. Tenemos varias excusas durante el año, en particular en mi casa siempre hemos celebrado incluso los Santos.
Entonces ¿qué hacer para celebrar algo sin caer en todo lo demás? En nuestro caso decidimos cocinar y hacer nosotros mismos la cena y celebrarlo juntos.
Soy algo tradicional en sobre los clichés que hay que cumplir. Por lo tanto tengan por seguro que habrán flores, chocolates y/o peluches. No son muy originales quizás, pero me gusta agasajar a Kitty de vez en cuando con el viejo paradigma caballeresco.
Además qué hicimos para celebrar. Habíamos pensado en ir a cenar pero ya todas las reservas de los restaurantes que más nos interesaban estaban agotadas hacía semanas y aparte pensar que todo iba a estar lleno de gente nos terminó de convencer que no era la forma. Podíamos hacer lo mismo en cualquier otro día, con menos gente y más cómodos, aparte de hacer algo especial un día cualquiera.
Decidido eso definimos el menú… El puré especial de Kitty (papas cocidas con ajo, crema y perejil) y tratar de encontrar carne con cortes más parecidos a los de otros países, acompañados de algunas verduras al vapor que encontramos con facilidad y calidad en Chilito, además de una salsa de yogurt al ajo. Cocinamos todo los dos juntos durante la tarde después del trabajo y hay que decirlo, somos un excelente equipo en la cocina también, nos quedó muy rico.
No olvidar acompañar esto con un buen vino (gusto adquirido en los últimos años) que en nuestro caso gracias a la herencia Persa de Kitty buscamos el Syrah (que nació en Irán muchos años atrás, aunque hoy ya los principales productores están en varias partes del mundo) 
Finalmente compartimos la cena viendo una película en el living del estrecho departamento y conversando de la vida. Hoy añoramos lo que ocurrió hace un año atrás, pero miramos hacia el futuro con fe de que tendremos muchas oportunidades más de repetirlo y variarlo.
sharing is caring...Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on Google+0Pin on Pinterest0Share on StumbleUpon0Share on LinkedIn0Share on Reddit0Buffer this page

2 comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

CommentLuv badge